jueves, julio 17, 2008

Una Campaña Pro Pescados

Es gracioso. Al ver el mapa de Chile, con sus cuatro mil kilómetros de costa, uno podría imaginarse una dieta rica en pescados y mariscos. Sobre todo considerando que no lejos de esta costa están ya las inhóspitas montañas, donde lo poco que crece no alcanza para alimentar a muchos animales. Chile tiene una amplia e interesante fauna marina que, en su mayoría, está siendo desaprovechada.

En efecto, en un estudio realizado por la empresa Collect Gfk (e impresa por El Mercurio el 17 de julio de 2008), las carnes rojas siguen liderando el consumo proteínico de los chilenos, quienes las consumen 2.1 veces por semana. En cambio, los pescados, apenas llegan a un día por semana en promedio.

Creo que este es uno de los casos en que nosotros, los cocineros, tenemos que tomar responsabilidad en el cambio dietético de nuestros clientes. Por nuestra cuenta lo tratamos de hacer sutilmente en nuestros restaurantes, pero juntos podemos crear una campaña real más efectiva. Que seamos una falange real, con un frente amplio, y que nuestro mensaje no sea solo difundido en nuestros restaurantes o blogs o alguna entrevista. Queremos hacer una campaña con prensa en serio (ojalá alguna columna en un diario importante, o una franja corta en un programa televisivo de alta audiencia). También queremos asociarnos estratégicamente con el ministerio de salud y con una o varias universidades.

El mensaje es claro, nuestra dieta en Chile tendría que tender más hacia la mediterránea. Es decir, necesitamos comenzar a basar nuestra alimentación en pescados y mariscos, en aceite de oliva, en verduras y en una moderada ingesta de vino.

La recomendación es que se consuma pescado de 3 a 4 veces a la semana, carne roja una o dos, legumbres una y pollo una. Con tanta costa, esto no tendría por qué ser difícil. Sin embargo, el conocimiento de nuestro mar es limitado. Sabemos de la existencia de demasiados pocos pescados, y por tanto no sabemos cómo cocinarlos. Eso hace que se pesque mucho de una variedad de pescado (poniendo la especie en peligro) y haciendo que el resto de los pescados tenga un precio demasiado alto (por poca oferta). Con algo de educación, podemos revertir un poco esas tendencias y comenzar a pensar en una dieta más sana. Creo que es hora de explotar responsablemente nuestro océano y disfrutar de su variedad.

7 Comments:

At 12:29 p. m., Blogger Leus said...

Interesante propuesta. El problema es que uno se aburre de comer congrio frito o reineta a la plancha; la imaginación es escasa, y cuando el único plato "premium" que uno encuentra en todos los restaurantes es salmón a la margarita (¡y ni siquiera una sierra cancato!) obviamente uno prefiere comerse un buen lomo a lo pobre.

A lo mejor la clave será mezclar las carnes con el pescado, y de a poco ir quitando la carne, así como curando a un adicto...

 
At 11:18 a. m., Blogger Milagros García said...

Interesante tu dato y propuesta como cocinero. También soy cocinera, comedora, venezolana y me encuentro en Chile y encuentro que a donde vayas te atiborran de carnes con tanto mar y productos marinos encuentro que el chileno prefiera las carnes y salchichas, incluso con la dioxina de moda.

 
At 4:13 p. m., Anonymous Anónimo said...

Sres. para los que quieren equilibrar su dieta a base de productos del mar:

http://www.facebook.com/group.php?gid=30164705465

Saludos
SVF

 
At 11:51 a. m., Blogger Margot said...

Me parece muy interesante tu carta.
Me pilla lejos, que sino te reservaba mesa.jaajaja.
Besos
Margot

 
At 11:13 a. m., Anonymous Anónimo said...

Ni tan baratos, yo compre un congrio colorado en el Jumbo y gaste $9.000!!! con eso hago 1 vez caldillo y 1 vez al jugo y seria.. demasiado caro para tanto kilometro de costa..

 
At 2:16 a. m., Anonymous Zubaidatariq said...

HI!

Interesting post..Great job!
thanks for sharing this blog!




John Williams
Zubaida Tariq

 
At 10:11 a. m., Anonymous informacion vehicular said...

Me parece una excelente idea. felicitaciones por la iniciativa!

 

Publicar un comentario

<< Home